Por Luisa Fuentes

No es secreto para nosotros que muchos de los problemas de salud actuales son causados por el caos y el estrés rutinario que provocan las grandes ciudades. Enfermedades como el asma, dermatitis, migrañas e incluso enfermedades cardiovasculares, pueden ser causadas por la contaminación y el estrés al que estamos acostumbrados a vivir en las grandes urbes.

Es por esto que médicos en escocia recetan a sus pacientes una medicina muy singular… ¡Viajar!

Los médicos escoceses están autorizados para recetar a sus pacientes viajes a entornos naturales, caminatas o actividades que involucren el contacto con la naturaleza y un escape de la rutina.

Resulta que esto es una medida que se está tomando en el Reino Unido para tratar y prevenir algunas de las enfermedades crónicas más comunes como la diabetes, hipertensión, enfermedades cardiovasculares y hasta la depresión. La lógica es sencilla; combatir estas enfermedades causadas por estrés con actividades menos rutinarias y libres de preocupaciones. Tiene lógica, ¿no?

Si aún no te encuentras convencido, aquí te dejamos 5 maneras en las que viajar puede mejorar tu salud:

  1. Mantiene tu corazón sano. Al caminar por la naturaleza al alguna ciudad desconocida, puedes andar hasta 10,000 pasos en un solo día, lo que es equivalente a una cantidad moderada de ejercicio a la que probablemente no acostumbras durante tu rutina común.
  2. Te mantendrá joven. Según el Global Coalition on Aging, el estrés acelera el proceso de envejecimiento y aumenta las posibilidades de padecer enfermedades crónicas. Afortunadamente, según una encuesta realizada por el portal de viajes Expedia, bastan tan solo 1 o 2 días de vacaciones para comenzar a sentirse más relajado. Inclusive, tan solo el planear un viaje con anticipación crea sentimientos positivos en el futuro viajero.
  3. Ejercicio para tu mente. Conocer lugares nuevos, adentrarse en una cultura diferente, memorizar calles o un idioma novedoso, resultan ser situaciones que estimulan nuestro cerebro. La experiencia de viajar no solo nos hace más inteligentes sino también puede ayudar a retrasar enfermedades cerebrales como el Alzheimer y la demencia senil.
  4. Potencia tu creatividad. ¿Cuántas veces no hemos tenido las mejores ideas cuando dejamos de buscarlas? Si te ha pasado, esto se llama flexibilidad cognitiva, que es la capacidad de la mente para saltar entre diferentes ideas y ser más creativo. Hoy, los neurocientíficos explican que los nuevos lugares y experiencias, ayudan a nuestros cerebros a refrescarse y ser más creativos.
  5. Mejora tu productividad. Las ausencias por enfermedades y accidentes, cada vez generan una mayor pérdida de productividad en las empresas. La doctora Shimi Kang, especialista en neurociencia de la felicidad, afirma que darle cierto tiempo de inactividad y relajación al cerebro, lo restaura y aumenta su productividad.

Así que ya sabes, darte una escapada de vez en cuando, puede resultar ser tu mejor medicina.

   Enviar artículo en formato PDF   

LEAVE A REPLY